Archivo de la etiqueta: ajustes cámara

5 cosas que deberías saber sobre la sensibilidad ISO de tu cámara fotográfica

Conocer y saber ajustar la sensibilidad ISO de tu cámara DSLR (reflex), EVIL o compacta es una de las partes más importantes para ajustar correctamente la exposición de tus fotos.

En fotografía, el uso de la sigla ISO significa que la película en cuestión tiene un valor de sensibilidad a la luz que coincide con el requerido por la norma ISO correspondiente.

ISO sensibilidad

Películas muy sensible con un valor ISO de 1600 o 3200, por ejemplo, requieren menos luz para producir una imagen que una película con baja sensibilidad con un ISO 100 o ISO 50.

5 cosas que deberías saber sobre la sensibilidad ISO de tu cámara fotográfica

1.-Ajustes básicos

Una de las grandes ventajas de la fotografía digital es que la sensibilidad se puede cambiar de un disparo a otro. Las cámaras digitales modernas tienen muchos ajustes de sensibilidad disponibles, y normalmente esta fijada a un valor base, a menudo ISO 100 o 200.

Otros valores se consiguen mediante la amplificación de la señal. El problema con esto es que la amplificación introduce ruido, el moteado que es visible en imágenes de alta sensibilidad.

Te puede interesar: 10 consejos para controlar la velocidad de obturación y la sensibilidad en tu Canon DSLR

2.- ISO Estandar

Los fabricantes de cámaras a menudo dan a sus cámaras un rango de sensibilidad “nativo” o estándar que cubre los valores ISO 100 o 200 a ISO 6400 o superior. Estos son los valores con los que vamos a conseguir producir imágenes de una calidad razonable.

Las imágenes producidas en los valores más altos tienen más ruido que las tomadas a sensibilidades más bajas, pero el fabricante considera que están dentro de los límites aceptables. Muchos fabricantes también dan a sus cámaras ajustes de sensibilidad ‘expandidos’, con valores ISO fuera del rango nativo. Cuando se utilizan estos valores las imágenes no tienen la misma calidad que los producidos con la ISO nativa.

3.-Configuración a bajas ISO

nikon D3300 pantalla

Las imágenes tomadas con ajustes bajos tales como ISO 64 o ISO 50 no sufren de los niveles excesivos de ruido de las imágenes con ISO 51200 o superior, pero no pueden, por lo general, igualar la calidad de una sensibilidad ISO 100 o 200.

El nivel de detalle de las imágenes suele ser un poco más bajo que en fotos tomadas con los ajustes más bajos nativos y el rango dinámico es por lo general un poco más restringido.

A menos que necesites una muy baja configuración para difuminar el movimiento o en disparos muy amplios, es mejor seguir los ajustes de sensibilidad nativa para conseguir la mejor calidad de imagen.

Te puede interesar: Vídeo tutorial de fotografía: ISO, apertura, velocidad de obturación

4.- Croma y luminancia

 

A medida que aumenta la sensibilidad, el ruido de la imagen se hace más visible, especialmente en las zonas más oscuras. Este ruido es visible en dos formas; ruido de color o Chroma y el ruido de luminancia: provocan variaciones en el color y el brillo de los píxeles.

El ruido Chroma, caracterizado por motas de color, suele ser el más problemático porque se ve poco natural. El ruido de luminancia es generalmente menos notable. El ruido de baja frecuencia tiene una textura más gruesa que el ruido de alta frecuencia.

Te puede interesar: ¿Compramos cámaras con el sensor más grande o con más pixeles?

5.-Reducción de ruido

En las cámaras actuales, los sistemas de reducción de ruido son cada vez más sofisticados utilizando algoritmos complejos para el análisis de imágenes, para la identificación del ruido y para reducir su impacto.

Cuando se lucha contra el ruido cromático se puede producir una reducción global de la saturación del color, y al ocultar el ruido de luminancia podemos causar cierta suavización de los detalles.

Si es posible, por lo general, la mejor manera de tomar imágenes de alta sensibilidad es en formato RAW y JPEG simultáneamente. El JPEG te da una imagen directamente desde la cámara, mientras que los archivos RAW tiene todos los datos disponibles para el ajuste posterior lo que te permite encontrar el equilibrio adecuado entre la visibilidad del detalle y la eliminación de ruido.

Fuente: www.digitalcameraworld.com

5 ajustes de la cámara que los fotógrafos principiantes consideran confusos

La cámaras fotográficas cada vez son más faciles de usar, pero cuando das el salto a una DSLR, te das cuenta que hay unos cuantos ajustes que no son del todo intuitivos.

5 ajustes de la cámara que los fotógrafos principiantes consideran confusos

1.-Las aperturas grandes tienen números pequeños

Si eres principiante, entonces los números f serán algo complicados de entender: f/5.6, f/8, f/11 o f/16 ¡no tiene sentido! ¿Por qué al aumentar el número f, la apertura disminuye de tamaño?

El número f no es el tamaño real de la apertura (o el agujero de la lente). Más bien, representa una relación entre el diámetro de la lente y su longitud focal.

Las aperturas grandes tienen números pequeños: numero f

 

Esto proporciona cierta coherencia: una lente de 500 mm a f/8 deja pasar la misma cantidad de luz que una lente de 20mm a f/8. A pesar de que las lentes son físicamente muy diferentes en tamaño, el tamaño relativo de la apertura es el mismo.

Los números f siguen una secuencia matemática, con cada número multiplicado o dividido por la raíz cuadrada de 2 (o 1.414). Por lo tanto, f/ 4 multiplicado por 1.414 te da f/5.6.

Si te imaginas el número f como una fracción, entonces todo es un poco más claro. Por ejemplo, 1/16 es menor que 1/8 – así  que una apertura de f/16 permite que entre menos luz que una apertura f/8.

2.- Aperturas pequeñas consiguen que las cosas sean más nítidas y que se vean más suaves

Como todos sabemos, la comprensión de cómo controlar la profundidad de campo te permite conseguir que una imagen sea más o menos nítida. La elección de la apertura juega un papel clave en la determinación de la profundidad de campo.

Las grandes aperturas disminuyen la profundidad de campo, mientras que las pequeñas aperturas la aumentan. El consejo típico para los retratos es el uso de una gran apertura para difuminar los detalles del fondo. Lo contrario se aplica para paisajes y fotos macro.

El problema es que los efectos de la difracción son más evidentes en las pequeñas aperturas y esto provoca fotos más suaves.

3.- 1/10 segundos suena rápido, pero en realidad es bastante lento

En el mundo real, 1/100 seg, 1/10seg parece algo rápido. Pero en el mundo de la fotografía, no es muy rápido. Si quieres fotos nítidas debes buscar la exposición más corta posible.

Para poner esto en contexto, congelar el movimiento de un sujeto en movimiento como un caballo al galope o un pájaro que vuela puede requerir una velocidad de obturación del orden de 1/2000 seg o 1/4000 seg. Consejos: Aumenta la ISO. Utiliza una apertura más grande. Trabaja con más luz.

4.- ‘El aumento de’ la velocidad de apertura o la obturación

Cuando te dicen que aumentes la apertura o la velocidad de obturación, hay un montón de espacio para el error. Si ‘aumento’ la velocidad de obturación, ¿significa que la elección de una velocidad de obturación más rápida para un tiempo de exposición más corto o una velocidad de obturación lenta para un tiempo más largo?

Tiene más sentido describir la apertura en términos de “abrirla” o “cerrarla”, y la velocidad de obturación como una más rápida o más lenta.

5.-Las escenas como mucha luz pueden acabar como fotos oscuras

La exposición puede ser un concepto difícil captar. Tal vez lo más confuso es la idea de que las escenas brillantes pueden terminar siendo una foto muy oscura, mientras que las escenas oscuras pueden terminar siendo demasiado brillantes.

Apunta tu cámara a una persona que lleva colores neutros y que esta de pie en un campo verde y obtendrás un tiro bien expuesto. Si fotografías a la misma persona de pie sobre un manto de nieve y vas a terminar con una foto muy gris. Es la cámara tratando de llevar la escena hasta un valor de tono medio.

Las cámaras digitales han mejorado la medición de la exposición, y siempre podemos utilizar el histograma y la compensación de exposición para ayudarnos a hacer las cosas bien.

Fuente: www.digitalcameraworld.com